Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de julio, 2015

Creencias

Nunca le escribí al viejito pascuero. No me hicieron creer en él, ni en los reyes; sólo en el ratón Pérez. De todas formas, para los reyes preparábamos los zapatitos y el pasto porque a mi vieja le gustaba que los vecinos creyeran que yo todavía "no sabía". Lo del ratón no duró mucho. Un día me lo dijeron, pero me seguían pidiendo que haga en ritual de dejar el diente bajo la almohada. Creo que mis padres son más apegados a los rituales, que a las cosas que las fundamentan. Me parece genial: vivir como en una coreografía.